Páginas vistas en total

lunes, 27 de enero de 2014

5 cosas horribles que le pueden pasar al tener sexo

Ojo, que el placer y la creatividad no sean motivos para enviarlo al Hospital. Vea los íntimos casos que se hicieron públicos todo por no seguir un simple manual de instrucciones, o por pura mala suerte.

1.  Lo arruinó con el extensor de pene: Pobre tipo. Grigory Toporov tenía un matrimonio en ruinas gracias a su infeliz vida sexual. Su mujer odiaba la diminuta extensión de su órgano sexual, y Toporov entonces, pidió a los médicos que le arreglaran el problemita haciéndole un extensor de pene prostético. Mala suerte, luego de una sesión de sexo salvaje, el extensor se rompió y esto hizo que su mujer cortara en seco su orgasmo. Claro, se divorciaron.

2. Consolador  sangriento: Una mujer en Maryland resultó en el hospital luego de usar un dildo casero, pero ni crean que era algo parecido a un pene de plástico. Le introdujo un cortador eléctrico. Menos mal ella no murió.

3. Horroroso aparatico defectuoso: Sucedió en California, hace dos años. April Bonjour compró un consolador hecho por Pipedreams Products. Al momento de introducirlo, sintió un dolor horrible en la vagina. Cuando su novio le removió el aparato, este tenía sangre, y ella perdió mucha a causa del accidente. Por supuesto, Bonjour demandó, luego de recuperarse.

4. Pega pero no despega:   Si no es un experto en Kamasutra, puede llegar a pagarlo caro. Una pareja rusa tuvo que ir al hospital al practicar la posición Indrani. Esta implica   que la mujer elongara las rodillasy que sus  pies quedaran debajo de las axilas de su pareja a la hora de penetrar. Alcanzaron el clímax, pero también un espasmo muscular que los dejó atrapados. No pudieron separarse en dos horas, ella requirió cirugía, y él huyó apenas los separaron, avergonzado.

6.   Me gusta la papita: Un sacerdote británico tuvo un “accidente” al insertar una papa en su recto. Supuestamente, este estaba colgando unas cortinas desnudo, cuando cayó sobre la mesa de su cocina, y hubo una dolorosa colisión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada